Es cierto que hay personas más innovadoras y creativas que otras, pero también lo es que se puede entrenar a cualquiera para mejorar su creatividad. Y desarrollar esas capacidades es tan beneficioso para tus colaboradores como para tu empresa o proyecto. En este post tratamos de responder a la pregunta del título: ¿Por qué invertir en las habilidades innovadoras de un equipo?

invertir en las habilidades innovadoras

Una encuesta realizada por la consultora McKinsey en 2015 desveló que los directivos valoraban la innovación como palanca de crecimiento, pero estaban descontentos con los resultados. En parte, por falta de habilidades internas.

invertir en habilidades innovadoras

Coincidimos con el experto en gestión empresarial Gary Hammel en que las habilidades son una parte fundamental en el entramado del sistema de innovación:

“Skills, tools, metrics, processes, platforms, incentives, roles, and values all have to come together in one supercharged, all-wheel-drive, race-winning innovation machine”

En un artículo publicado en Harvard Business Review, Hammel y la coautora del texto, Nancy Tennant, se declaran “estupefactos” ante el escaso número de empresas que invierten de forma sistemática en mejorar las capacidades innovadoras de sus empleados. Y citan como imprescindibles que reciban instrucción en cuestiones como retar las ortodoxias invisibles o los modelos mentales imperantes, sacar partido a las tendencias infravaloradas, impulsar las competencias y recursos adquiridos, o tratar de satisfacer las necesidades que no son tan obvias.

Está claro que una empresa creativa e innovadora es una combinación de habilidades, cultura, estructura, procesos y liderazgo.

Y ¿cuáles son esas habilidades? Además de las que citan Hammel y Tennant,

  • Colaborar, trabajo en equipo, mentoring, capacidad para perder y gestionar la incertidumbre
  • Construir redes y compartir conocimiento
  • Saber cuestionar, resolución de problemas, pensamiento crítico y pensamiento divergente.
  • Escucha y comunicación
  • Pensamiento transversal y lateral, saber establecer conexiones entre disciplinas e improvisación
  • Liderazgo, confianza y resiliencia y deseo de asumir riesgos
  • Profundo conocimiento técnico
  • Mentalidad global

Con entrenamiento y oportunidades para practicar, cualquiera puede reforzar notablemente sus habilidades para innovar.

Y te preguntarás ¿para qué? ¿Qué gana mi organización? ¿Por qué invertir en las habilidades innovadoras de un equipo?

Te explicaremos algunos beneficios que esta capacitación en innovación y creatividad puede aportar a tu empresa o proyecto:

#1. Adaptarse a los cambios vertiginosos

El mundo esta en pleno cambio. Y esa transformación también afecta al mundo del trabajo, por lo que es importante desarrollar la capacidad de innovar en las personas para que puedan mantenerse al día de esos cambios, de la nueva tecnología, de las nuevas formas de trabajar, de las nuevas condiciones de la economía, de los cambios globales. Las personas necesitan incorporar nuevas herramientas si quieren mantenerse activas y mejorar la forma que hacen las cosas para seguir siendo competitivos, y, a la vez, hacer competitiva a tu organización.

#2. Empoderar a los empleados

Aunque empoderar (lee en el diccionario de la Real Academia de la Lengua su nuevo significado innovador) es una expresión que, como innovación, se está usando hasta el desgaste, la verdad es que describe muy bien este punto. Porque al entrenar a los empleados en torno a la innovación, a sus conceptos y recursos, les estarás concediendo poder para ser más fuertes, pero también para aportar mayor valor a la empresa, más allá de las funciones que actualmente desempeñen. El empoderamiento de los empleados es un elemento esencial para fomentar una cultura creativa e innovadora.

#3. Comprometer a los empleados

Aunque se trata de otra palabra utilizada en exceso, lograr un mayor engagement o compromiso de las personas que forman un equipo es otra consecuencia positiva de desarrollar sus capacidades innovadoras. Y en unos tiempos en que la retención del talento en las organizaciones trae de cabeza a muchos responsables de recursos humanos, no parece una cuestión menor, ya que mejora los niveles de retención de empleo.

#4. Extender redes de cooperación

El entrenamiento de los empleados en innovación y creatividad suele favorecer la ampliación de sus redes de contacto, en beneficio propio y también de la organización a la que pertenecen.

#5. Conectar mejor con la dirección

Es habitual que, si los programas de entrenamiento son impulsados desde la dirección, los participantes suelan sentirse más conectados con los líderes que están al frente.

¿Alguna duda sobre si es conveniente invertir en habilidades innovadoras de tu equipo?

Plantéala en los comentarios. ¡Nos encantará continuar el debate!

Sobre Repensadores

Repensadores te presta apoyo para repensar productos, servicios, organizaciones públicas y privadas, procesos, territorios y trayectorias profesionales, pudiendo también participar en procesos de ideación, creación e innovación. Estamos especializados en la puesta en marcha y coordinación de los proyectos de repensamiento y creatividad empresarial, acompañando al cliente desde el origen de la idea.

Para solicitar más información, envíanos un email a info@repensadores


Ilustración: elaboración propia a partir de Flickr /  paul howard (CC BY-NC-SA 2.0).

 

 

 

Comparte!