¿Qué será de mi?

Innovacion y creatividad Blog sobre innovacion, creatividad y emprendiemiento

 

En esta época del año dónde la mayoría de las compañías están por un lado planificando sus proyecciones, inversiones y previsiones para el año que viene también es un momento crítico y fundamental para la gestión de personas, de una manera u otra se decide tu futuro profesional y salarial, es hora de evaluar el trabajo realizado. 

Digo de una manera o de otra, porque aunque no exista en muchas organizaciones una evaluación formal de desempeño, con su proceso y sistemas formalizados, si que todos los gestores de personas realizan una evaluación individual de todos sus colaboradores.

Todos los gestores de personas aun no contando con sistemas corporativos establecidos tienen sus propios factores de evaluación intrínsecamente interiorizados y que en muchos casos suele ser una versión mejorada de lo que le aplicaron a el/ella algún día, aunque cada vez más parece que existe una tendencia en la que se ve necesario establecer una normativa, clara y homogénea de evaluación.

La evaluación debería de contar con factores puramente objetivos y objetivables o por lo menos así debería ser, pero es complicado evitar las subjetividades. Muchos sistemas de evaluación del desempeño minimizan o intentan hacerlo mediante:

  • Autoevaluación, ya que no hay más critico que uno mismo, eso permite descargar de tensión al gestor de personas,
  • comités de evaluación y de calibración sofisticados,
  • con técnicas matemáticas y estadísticas (Campanas de Gauss o la famosa regla de Pareto)
  • controles posteriores, Etc.

Pero todo eso no puede evitar un grado de discrecionalidad que en ocasiones determina tu futuro profesional. Recuerdo una vez un comentario que escuche a un gestor de personas dónde se comentaba que la evaluación había sido estupenda, pero que el único punto que condicionaba realmente la evaluación y por ende el futuro profesional, era que no se había dado a conocer lo suficiente entre sus compañeros como para poder obtener un evaluación diferente, este tipo de aspectos condicionan el futuro profesional de la persona. Ecco La Primavera Francesco Landini Esfa__mi.html

Creéis realmente en que el esfuerzo de la persona es lo que determinará su futuro profesional o todavía sigue existiendo la idea de la celebre frase: “Quien no tiene padrino no se bautiza”

Espero que este post te haya hecho replantearte que será de ti, al menos el año que viene y sobretodo como querrás afrontarlo dando lo mejor de ti, buscándote “un padrino” o ambas. Tú eliges.

¿Qué será de mi?

MÁS INFORMACIÓN

El contenido original se encuentra en https://hrlab.esque-sera-de-mi
Todos los derechos reservados para el autor del contenido original (en el enlace de la linea superior)
Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail bitelchux@yahoo.es y retiraremos este contenido inmediatamente

Top 20